Compartir

En algunas empresas, los sueldos de sus empleados o la administración de las finanzas son casi un “secreto de Estado”. Pero, la transparencia en el trabajo está empezando a instalarse como tendencia entre los negocios. Y los beneficios pueden ser muchos, entre ellos, la confianza y credibilidad. Te contamos algunos:

1.- Atraer y retener talentos

Los jóvenes buscan cada vez más trabajar en empresas que les generen confianza y que estén alineadas a sus intereses. Según Glassdoor, el 76% de los empleados quiere conocer detalles sobre por qué una empresa es un lugar atractivo para trabajar y el 69% de los trabajadores no aceptaría un empleo de una empresa con mala reputación, incluso si se encuentran desempleados. Entonces, la transparencia permite a las empresas atraer el talento adecuando e incentivar una relación de confianza con sus empleados.

2.- Atraer clientes

Demostrar que las acciones que realiza una empresa, tanto hacia su interior como exterior, están libres de corrupción ayuda a aumentar las ventas. Los clientes no dudarán en elegir una empresa con “buena fama” por sobre otra ya que se evitarán la letra chica de los contratos y obtendrán información precisa y exacta.

3.- Aumento de la productividad

Según la plataforma web LoveMondays, los empleados se comprometen más con su trabajo e incrementan su productividad cuando trabajan en empresas que ofrecen rangos salariales transparentes.

4.- Mejor negociación salarial

Conocer los rangos salariales permite establecer una comparación entre trabajadores que ocupan el mismo puesto en distintas empresas. Esto ayuda a mejorar la eficiencia de los mercados laborales. De acuerdo a un estudio de Glassdoor, la brecha salarial entre varones y mujeres tiende a desaparecer cuando se conoce el sueldo de otros aplicantes.

5.- Menos rotación de personal

Si un empleado conoce las oportunidades de crecimiento que tiene dentro de una empresa, no sólo aumentará su esfuerzo y compromiso con su trabajo sino también incrementará su sentimiento de pertenencia, lo que deriva en una baja rotación.

6.- Mayor alineación

Una cultura transparente promueve la comprensión de los objetivos corporativos y facilita su alcance. Comunicar las estrategias genera un mayor compromiso entre los empleados. Según una encuesta sobre el compromiso de empleados, realizada por Harvard Business Review en 2013, el 70% de los empleados dice estar más comprometidos cuando se actualizan y comunican constantemente la estrategia de la compañía.

7.- Empresas imperfectas

Hace un tiempo que se viene hablando de flawsome companies, es decir, empresas que no son perfectas, empresas que están formadas por personas, que pueden equivocarse y, de hecho, se equivocan. La comunicación, en estos casos, no tiene que ser una herramienta para ocultar lo que uno es, sino para mostrarse como uno es.

Foto: Shutterstock

 

 

Comentarios