Compartir

Como consecuencia de los nuevos hábitos y tendencias laborales, cada vez más personas se animan a tener su propio emprendimiento. De hecho, según el último informe GEM, el 14,7% de los adultos en Argentina estuvo vinculado con alguna actividad emprendedora en 2016.

Son muchas las cuestiones que uno debe tener en cuenta a la hora de iniciar un negocio propio y, en muchos casos, es lógico que se dejen de lado (al menos en la primera etapa del proyecto) algunas precauciones necesarias para transitar sobre un camino confiable y tranquilo.

Un emprendedor se expone a ciertos riesgos a partir del día en que comienza su empresa, incluso mucho antes de tener su propio local u oficina, incluso antes de contratar a su primer empleado: una demanda legal o un evento catastrófico son suficientes para destruir un negocio.

Maquinaria, materia prima y productos terminados

Si la persona trabaja desde su casa también es recomendable que contrate un seguro de hogar para cubrir no solo los bienes sino también las herramientas de trabajo. Hay algunas compañías que están ofreciendo un seguro de hogar específico para emprendedores. Lo importante es que ante una situación de imprevisto cómo un incendio, granizo o robo, los emprendedores estén cubiertos.

Existen seguros de hogar contra todo riesgo que cubren, incluso, cuando se trasladan las herramientas de trabajo a otros lugares, como ser una laptop.

Accidentes

No sólo en la vida cotidiana estamos expuestos a sufrir algún accidente, sino también en lo laboral. Para aquellos emprendedores que quieran estar tranquilos pueden averiguar por un seguro relacionado con accidentes personales. De esta manera, estarán protegidos en todo momento y en todo lugar. En algunos casos, estos seguros también brindan una suma de dinero en efectivo para solventar gastos y la posibilidad de acceder a tratamientos médicos para comenzar la recuperación luego de un accidente.

Estos seguros, además, suelen tener cobertura en todo el país e, incluso, en el exterior. Por lo tanto, brinda cierta seguridad a la hora de hacer un viaje de negocios

Responsabilidad civil

Este tipo de seguros protege a emprendedores en caso de que un miembro o un producto de su negocio causen daños a terceros. Estos productos suelen ser personalizados según las necesidades y la actividad de cada empresa.

Vehículos

Por supuesto que el seguro contra terceros es obligatorio. Pero, además, si manejamos un negocio en el que necesitemos vehículos por ejemplo para hacer envíos, es recomendable asegurar la unidad, en caso de choque, incendio o robo.

Foto: Shutterstock

Compartir
¿Que te pareció la nota?

68

Comentarios