Compartir

A la hora de chatear, intercambiar archivos, imágenes, videos, links o notas de voz, Whatsapp es la alternativa más elegida a lo ancho y largo del globo. Sus más de 800 millones de usuarios parecen ubicarlo en un podio indiscutido.

Sin embargo, existen algunas alternativas a la aplicación recientemente adquirida por Facebook, que pueden tenerse en cuenta a la hora de elegir el servicio de mensajería que vamos a utilizar.

Telegram, un gigante por descubrir

Telegram es un servicio de mensajería que ofrece varios beneficios, en comparación a los que ofrece Whatsapp:

-Autonomía real. Las versiones web de Telegram funcionan con total autonomía con respecto a los teléfonos celulares en donde está instalada la aplicación. Todas las funciones de la aplicación móvil están garantizadas en la versión web

-Autodestrucción: la aplicación permite crear chats secretos que se autodestruyen. Esto significa que si el destinatario del mensaje no lo lee en determinada cantidad de tiempo, el mensaje desaparece. Además, algunos de los chats de Teleglram ofrecen la posibilidad de tener un cifrado “end to end”, lo que significa que el contenido de dichos chats no se alojan en servidores de la aplicación, sino que se cifran y descifran en los teléfonos móviles que estén intercambiando mensajes.

En esta línea de inteligencia digital, Telegram permite también saber si del otro lado, alguno de nuestros interlocutores hizo una captura de pantalla de la conversación.

-Más vistoso: Telegram permite enviar gifs animados y stickers. Pero, además, brinda la posibilidad de enviar archivos pesados, sin tener que recurrir a toras soluciones o aplicaciones.

Line, de Japón al mundo

El servicio de mensajería más utilizado en oriente ofrece, entre otras, estas ventajas:

La propuesta gráfica de Line
La propuesta gráfica de Line

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

-Gran batería de aplicaciones. Line viene, en combo, con una serie de aplicaciones gratuitas que se puede utilizar mientras se chatea. Entre otras, algunas de las apps más vistosas son las que permiten retocar fotografías en tiempo real, incluir stickers o mensajes en las imágenes; dibujar a mano alzada; enviar tarjetas de cumpleaños y varias opciones más.

-Una red social más. Si bien su función principal es brindar servicios de mensajería, Line también tiene un “timeline” similar a una red social. En ese muro los contactos pueden publicar estados o fotografías.

Más privacidad. A diferencia de Whatsapp, Line permite que cada usuario decida si otros pueden agregarlo a sus contactos. De igual forma, permite configurar la cuenta para que sólo el titular de la cuenta agregue contactos, y otros no puedan agregarlo.

Foto destacada: Shutterstock

Comentarios