Peet: "Soy el que enseñó cómo beber café a América"

659
Compartir

Peets_03

Alfred Peet nació en Alkmaar, Holanda, en 1920 y se autoproclamó como la persona que modificó el estilo de una Nación. Sus primeros acercamientos con los granos de café se dieron desde muy pequeño gracias a la planta tostadora que tenía su padre en su ciudad natal. Durante la Segunda Guerra Mundial Alfred Peet decidió emigrar a Londres dónde consiguió un puesto como aprendiz en una tienda del mismo rubro.

Tiempo después trabajó como catador de té en Nueva Zelanda y en las Indias Orientales Holandesas, hasta que a los 35 años viajó a Estados Unidos. Finalmente,-en San Francisco- California, se dedicó a la importación de café. Luego de su recorrido y experiencia en ese país, descubrió que los estadounidenses preferían consumir té por sobre el café, no sólo a causa de la influencia británica en algunas costumbres locales, sino porque el café que solían tomar estaba “racionado” (aguado) tal como solían beberlo los soldados en períodos de guerra.

Enseñanza paterna. Indignado por el mal sabor que tenía esta bebida y aprovechando las altas tasas de impuestos que cobraban los ingleses por la venta de té, Peet decidió abandonar su rol de importador para convertirse en empresario con un único objetivo: hacer y vender café tal como le había enseñado su padre. Así fue que en 1966 nació la primera tienda de café y té llamada “Peet’s Cofee & Tea”, en Berkeley.

La visión empresarial de Peet no fue errada: al poco tiempo, el diferencial de calidad de su producto hizo que fuera necesario sumar locales de venta en Oakland, Mill Valley y Menlo Park. Así, la costumbre de beber café fue acrecentándose y extendiéndose por todo el territorio norteamericano.

Incansable emprendedor, Peet hizo que la expansión, la inquietud y capacidad de adaptación fueran marca registrada de su recorrido: diferentes productos y merchandising se ofrecen en sus locales y página web.

Alfren H. Peet, no sólo le modificó una costumbre. Además, inspiró al escritor Gordon Bowker y a los profesores Jerry Baldwin y Zev Siegel que, en 1971, crearon en Seattle el primer local de Starbucks. Ese será otro negocio del reconocido empresario y Abuelo del café.

Compartir
¿Que te pareció la nota?

34

Comentarios
x

¿Querés saber lo último de tecnología?