¿Por qué cada vez más negocios se “suben” a la nube?

227
Compartir

La nube llegó para quedarse. Durante el primer semestre de 2017, los servicios cloud crecieron un 28.6% en todo el mundo, según la consultora IDC, y 1 de cada 5 dólares que se gastan en software irán a cloud computing. Pero si estos números no hablan por sí solos, entonces, no hay más que mirar alrededor. ¿Cuántos archivos, documentos y material que antes quedaban en discos rígidos, hoy quedan alojados en algún servicio on line?

Y no se trata sólo de nuestras fotos personales en Instagram, la música en Spotify o textos en Google Drive. Las pymes, empresas y todo tipo de organizaciones cada vez más apelan a soluciones cloud para documentos, software y servicios. Todo en la nube.

Mucho más que espacio de almacenaje, las alternativas cloud son soluciones integrales enfocadas en aspectos claves como la seguridad, escalabilidad y autogestión de una empresa o negocio.

Los emprendimientos y startups son las más beneficiadas con este modelo. Sin necesidad de grandes inversiones (en particular en hardware), permite agilizar sus procesos, reducir costos e incorporar nuevas prestaciones.

Una nube abierta y al alcance

Además de ganar en  productividad y competitividad, el usuario puede decidir qué aplicaciones usar de acuerdo a sus necesidades y presupuesto, con la tranquilidad de que la información de su negocio se encuentra en centros de datos que los resguardan con las máximas medidas de seguridad.

Estos servicios además permiten esquemas “multiusuario”, es decir que se pueden configurar distintos tipos de accesos y asignaciones de recursos y suelen tener una implementación rápida y de fácil acceso.

Además, permite escalar rápidamente las capacidades de cómputo según cambien las necesidades del negocio, tanto para arriba como para abajo, gestionando fácilmente infraestructura y servicios virtualizados.

Un ejemplo de esto es Open Cloud, servicio de Movistar que permite gestionar fácilmente infraestructura y servicios virtualizados y en un modelo de pago por uso. Confiable y autogestionable mediante un portal web, la plataforma cuenta con un acceso de forma rápida a la información, reduciendo considerablemente los tiempos de respuesta.

La solución posee una abanico de características que van desde la potencia de cómputo, almacenamiento de bases de datos, entrega de contenido y funcionalidades que permiten a las empresas escalar y crecer en prestaciones. Usados para crear aplicaciones sofisticadas y cada vez más flexibles, escalables y fiables, de modo de pagar sólo la capacidad requerida.

Estos servicios están basados en openstack, la alternativa que eligen las grandes compañías, las startups y los emprendimientos para respaldar distintas cargas de trabajo, como aplicaciones web, móviles, IoT, el desarrollo de juegos, el almacenamiento y procesamiento de datos.

Para el lanzamiento de Open Cloud, Movistar invirtió US$ 4 millones en el despliegue del nodo en Argentina (lo que permite un acceso más rápido a la información) y US$ 32 millones a nivel regional. De hecho, la plataforma también se encuentra disponible en Brasil, Chile, Perú, México y Estados Unidos.

Además, Movistar acaba de inaugurar un Centro de Experiencia de Clientes en la ciudad de Córdoba, donde los clientes corporativos pueden conocer de primera mano el portfolio de soluciones cloud y presenciar demostraciones de servicios y soluciones en la nube.

Pública, privada e híbrida: ¿qué nube conviene a cada negocio?

Se estima que los servicios cloud son utilizados por 7 de cada 10 empresas en todo el mundo, según el informe de IDC antes citado. También se ha incrementado la variedad de servicios contratados, implicando cada vez más información y datos de las diferentes áreas del negocio en la red.

Por eso, cabe preguntarse qué “tipo” de nube es la más conveniente para cada organización. Las características, presupuesto y necesidades determinarán qué servicio cloud debe ser el elegido: si público, privado o híbrido.

  • Privada: es una plataforma que se encuentra en un data center externo o interno y que, a su vez, se integra dentro de la red de datos de la propia empresa, protegiéndose del mundo exterior (mediante un firewall, por ejemplo). Sus principales beneficios son la seguridad y la adecuación y permite, por ejemplo, reducir el tiempo de desarrollo de nuevos sistemas y aplicaciones. Es la opción más elegida por sectores grandes y sensibles, como los bancos. Al ser una solución exclusiva para una sola empresa, suele requerir una inversión inicial alta.
  • Pública: Son los más populares y utilizados tanto por empresas como por particulares. son nubes públicas, por ejemplo. Los emprendimientos y startups son las que más usan este tipo de soluciones. Sus beneficios son su agilidad, su bajo precio y su continua actualización. Sus contras son ladependencia del proveedor y de la conexión a Internet. Al ser un recurso externo a la empresa, se aísla de la red de datos de la misma.
  • Híbrida: combina la estabilidad y la fiabilidad de una nube privada, junto con las funcionalidades de la nube pública. La consultora Gartner prevé que para 2020, el 90% las empresas en el mundo opten por este modelo.

 

Comentarios
x

¿Querés saber lo último de tecnología?