Compartir
Teffi Russo, de Inutilísimas

Estefanía Russo Basille sólo quería incursionar en el mundo de la gastronomía, pero no sabía cómo ni dónde: no tenía experiencia. Tomó la iniciativa de compartirles a sus amigas las recetas de una forma más simple y para ello pensó en abrir un blog: Inutilísimas.

Así, casi sin darse cuenta, Tefi se convirtió en toda una influencer de la cocina: logró hacer de su figura una marca. Su cuenta de Instagram ostenta hoy con 272.000 seguidores, editó un libro y tiene su propia aplicación móvil.

“Me gusta trabajar en casa, a gusto y con mis tiempos. No siempre es redituable, pero creo que en la esencia de una marca todo eso se ve. La autenticidad y el no manosear mucho un emprendimiento. Creo que cuidando un proyecto propio es la manera de que dure mucho más. Sabiendo esperar”, dijo Estefanía en diálogo con Mujeres que Emprenden.

Russo, quien ya está preparando su segundo libro y comenzó a colaborar hace un tiempo en Tastemade, supo usar las nuevas tecnologías para llegar a las personas que temen entrar en la cocina, motivándolos a perder el miedo al fracaso, desmitificando que los platos para sean ricos deben ser perfectos.  Así cautivó a los lectores, mostrando una forma descontracturada y simple de cocinar bajo el lema: “simple, rico y casero”.

Según cuenta, el “ingrediente secreto” para cualquier emprendimiento es no enfocarse en la meta, ser auténtico a uno mismo y no darle importancia a lo que está de moda.

“Un personaje o un concepto que uno no cree realmente no se sostiene con el tiempo. Lo que uno es, la verdad, y mostrarlo como tal, siempre va a ser la mejor estrategia”, afirma.

 

Comentarios