Compartir

“Pensaron que Twitter era la cosa más inútil”. Esa es, o podría ser, la frase de cabecera de Jack Dorsey, uno de sus fundadores.  A partir su aporte, lo que había empezado como un sistema de envío de mensajes cortos llamado  “Odeo” y que luego se convirtió en una de las redes sociales más influyentes de la actualidad.

Con más 288 millones de usuarios en el mundo, Twitter representa uno de los casos de éxito que permiten ilustrar la curva de crecimiento que se origina en una idea y deviene en un proyecto concreto y exitoso.  La transformación y el crecimiento de la red social se basan, según afirma Dorsey, en haber logrado la “simplicidad, coacción y destreza” características de la funcionalidad de Twitter.

Cómo. A la hora de llevar adelante un emprendimiento, la apuesta de Dorsey es clara: “Todo el mundo tiene una idea. El desafío real es ejecutarla, llevarla a cabo“. Y agrega: “Que esa idea sea atractiva para otras personas que puedan ayudarnos a trabajar en el proyecto, es clave para darle continuidad”.

Cuándo. En palabras de Dorsey, el momento importa. “Lo más importante que debe cultivarse en todo emprendedor es no confiar en la suerte, sino cultivar una capacidad de reconocer situaciones afortunadas en el momento preciso en el que se están produciendo”

Dónde. En los detalles. Para avanzar a paso firme, la propuesta de Dorsey es no desatender nada, pero concentrarse en un número limitado de cosas. “Cada detalle tiene que ser perfecto. Para eso, hay que delimitar el número de detalles. Si ponemos atención a las cosas más pequeñas, pero sabiendo lo que es importante, todo lo demás se cuida a sí mismo”.

Dorsey, desarrollador/programador y empresario, fundó en 2006 Twitter Inc., junto con Evan Williams, Biz Stone y Noah Glas. Haber fundado la red social del pajarito le valió en 2012 el premio “Innovador del año” otorgado por The Wall Street Journal. Algunos de sus postulados, en esta entrevista:

Comentarios