6 fáciles maneras de cuidar el smartphone para que dure más tiempo

170

Hay quienes quieren actualizar su smartphone cada año, y no reparan en gastos. Pero otras personas prefieren obtener hasta la última gota de valor de un dispositivo antes de cambiarlo. Para lograrlo, hay que tomar una serie de precauciones para prolongar la vida útil de cualquier teléfono, desde el más barato hasta el más caro.

#1 No dejar de hacer las actualizaciones de las aplicaciones. Son importantes

Para que el teléfono funcione lo más rápido y sin problemas posible, es importante actualizar el sistema operativo y las aplicaciones de terceros a medida que se lanzan al mercado. Estas actualizaciones no llevan mucho tiempo y los beneficios pueden ser enormes: desde la corrección de errores y la resolución de problemas de seguridad hasta los cambios que aportan nuevas funciones y mejoran el rendimiento general para que el dispositivo funcione más rápidamente y sin problemas.

Tanto Android como iPhone ofrecen actualizaciones automáticas de aplicaciones, que deberían estar habilitadas de forma predeterminada. Es posible comprobar un teléfono Android abriendo el Play Store, deslizando el menú de la parte izquierda de la pantalla, haciendo clic en Configuración y asegurándose de que la opción Actualización automática de aplicaciones esté seleccionada. Si el smartphone es un iPhone, hay que ir a Ajustes, luego a iTunes & App Store y asegurarse de que la opción Actualizaciones de aplicaciones esté en la posición Activado.

Para obtener actualizaciones del sistema en un teléfono Android, puedes buscar las actualizaciones abriendo la aplicación de Configuración y buscando la Actualización. O bien, puedes esperar a que el teléfono te avise que hay una actualización pendiente y luego seguir las indicaciones. Google publica las actualizaciones de seguridad de Android alrededor del primer día de cada mes, por lo que comprobar a mediados de mes si el teléfono tiene una actualización no es una mala costumbre.

En cuanto a los propietarios de iPhone, está la opción de permitir que el teléfono instale automáticamente cualquier nueva actualización. El teléfono no descargará e instalará las actualizaciones minutos después de que salgan. En su lugar, el teléfono descargará la actualización un día o dos después de que salga y luego programará la instalación para la próxima vez que se cargue durante la noche. Para instalar una actualización o activar las actualizaciones automáticas, ir a Ajustes > General > Actualización de software. Si hay una actualización disponible, seguir las indicaciones para instalarla. Si no, pulsar en Actualizaciones automáticas para activarlas o desactivarlas.

#2 Borrar aplicaciones puede ayudar a revivir un teléfono lento

Los teléfonos tienen una cantidad finita de almacenamiento y memoria, por lo que es importante mantener al mínimo el número de aplicaciones no utilizadas. Si se borra de forma rutinaria las aplicaciones que no se utilizan del teléfono, se ahorrará espacio de almacenamiento y evitara que las aplicaciones se ejecuten en segundo plano, utilizando recursos valiosos y haciendo que el teléfono se sienta más lento y más cerca del final de su vida útil de lo que realmente es.

Hay que revisar el cajón de aplicaciones o la pantalla de inicio y eliminar todas las aplicaciones que hayas instalado en algún momento por cualquier motivo, pero que nunca hayas usado. Eliminar aplicaciones en un iPhone es fácil: sólo tienes que presionar largo tiempo hasta que empiecen a moverse, y luego tocar la X de la aplicación que se quiere eliminar.

Los usuarios de Android tienen algunas opciones más pero pueden seguir un enfoque similar: Presionar largo tiempo, seleccionar la «i» que aparece en la información de la aplicación y luego elegir Desinstalar.

Ahora lo que hay que hacer es configurar una entrada mensual en el calendario llamada «Eliminar las aplicaciones no utilizadas» para recordar que hay que hacer esto regularmente.

#3 Conseguir una buena funda

Para un purista de los teléfonos, hasta la más delgada de las fundas es demasiado: sucede que es agradable ver el smartphone como fue diseñado, en lugar de un voluminoso estuche de plástico.

La elección inteligente, sin embargo, es cubrir el teléfono en una funda protectora para ayudar a evitar que se rompa cuando inevitablemente se caiga. Pagar por la costosa reparación de la pantalla o pasar el dedo sobre una telaraña de grietas en el vidrio son hechos que pueden evitarse.

No hace falta conseguir la funda más cara, pero tener algo que proteja el equipo seguramente ayudará a extender su vida. Por no mencionar que usar una funda significa que el teléfono se mantendrá en perfectas condiciones y probablemente hasta tendrá un mayor valor de reventa cuando llegue el momento de actualizarlo.

#4 Mantener la pantalla y los puertos limpios

Usar un teléfono lleno de grasa y suciedad no es algo que ninguna persona quiera hacer: tener un smartphone limpio y brillante es algo que hace sentir bien, especialmente si significa que el polvo y la suciedad no se interponen en su funcionamiento.

Aunque se utilice una funda, conviene tomarse unos minutos de vez en cuando para limpiar cualquier pelusa o suciedad en el puerto de carga, el área del micrófono, la rejilla del altavoz y el jack de los auriculares, si el teléfono tiene una. 

Se recomiendan seguir estos consejos para tenerlo bien limpio, que trae una ventaja adicional: cuidar la salud del COVID-19.

#5 Evitar el exceso de trabajo y el sobrecalentamiento de la batería

Hay varios mitos que involucran a la batería de los teléfono móviles y sobre cómo mantenerla saludable.

Por ejemplo, la carga rápida no dañará la batería ni un poco, pero dejar que el teléfono se descargue completamente a cero muy seguido sí podría hacerlo.

El smartphone también tendrá una mayor vida útil si se evita poner el dispositivo en situaciones en las que la batería podría recalentarse, como dejarla a la luz directa del sol si está sentado fuera en un día caluroso. Se apagará por sí solo si se calienta demasiado, pero esto estresa la batería, lo que podría contribuir a reducir su duración total.

#6 Hacer copias de seguridad regularmente

Tener una copia de seguridad de los datos del dispositivo no va a hacer nada para prolongar la vida del mismo, pero sí va a significar que cuando llegue el momento de despedirse de él, todos los contactos, fotos, vídeos y ajustes personalizados estarán listos para dar el salto y así no tendrá que empezar de nuevo desde cero.

En el caso del iPhone, hay que comprobar que la copia de seguridad de iCloud está activada abriendo la aplicación de ajustes. A continuación, hacer clic sobre el nombre del dueño en la parte superior de la pantalla seguido de iCloud > iCloud Backup y asegurarse de que el interruptor está en la posición On.

El proceso para los propietarios de Android variará en función de quién fabrique tel dispositivo, pero por lo general, se puede abrir la aplicación Configuración y luego ir a Google > Copia de seguridad. Algunos fabricantes de dispositivos, como Samsung, ofrecen su propio servicio de copias de seguridad además del de Google. La forma más fácil de encontrar el servicio automático de copia de seguridad en la nube del dispositivo es abrir la aplicación Configuración y utilizar el cuadro de búsqueda de la parte superior para buscar «copia de seguridad».