Creó bicicletas “inclusivas” para poder llevar a su hija y puede ser elegido el Emprendedor del Año

67

Luego de que su hija fuera diagnosticada con el síndrome de Prader Willi, un trastorno que provoca disminución de la fuerza muscular, Sebastián Brachetta comenzó a fabricar bicicletas adaptadas para poder llevar una silla de ruedas.

Así, en 2018, fundó Lester Bikes, empresa donde la mayoría del personal está compuesto por personas con discapacidad. “No somos una ONG. Nuestro objetivo es romper con el paradigma de que una empresa con empleados con discapacidad deja de ser eficiente”, aseguró Brachetta en una entrevista.

Gracias a su emprendimiento, este rosarino es uno de los finalistas de “El emprendedor del año”, concurso organizado por el Ministerio de Producción y Trabajo de la Nación, que tendrá su ganador el próximo 24 de septiembre.

Brachetta ya tenía experiencia en el mundo emprendedor: tuvo varios restaurantes en Santa Fe. Pero, por su historia de vida, decidió cambiar completamente de rumbo y empezar a fabricar bicicletas que ayuden a trasladarse a personas con dificultades motrices.

El camino no fue sencillo. Primero, buscó contactar a bicicleteros con experiencia, pero nadie quiso avanzar con su idea. Entonces, decidió fabricarlas por cuenta propia. Empezó con un prototipo y hoy comercializa varios modelos: desde las que sirven para transportar una silla de ruedas hasta otras orientadas al delivery.

Su idea ya captó la atención de varios funcionarios del gobierno, quienes están interesados en sumar sus productos a los servicios de bicicletas públicas.