Jeff Bezos sigue ganando millones a pesar de la pandemia: ¿cómo hace?

203

Jeff Bezos, el creador de Amazon y Blue Origin, sumó US$ 24.000 millones a su fortuna personal a pesar de la pandemia global del coronavirus que está generando pérdidas millonarias en la mayoría de los sectores.

De acuerdo con la lista de billonarios de Bloomberg, la fortuna del CEO de Amazon sigue creciendo después de que la creciente demanda de compras en línea provocara una suba en el precio de las acciones de la empresa, que alcanzaron un nuevo máximo.

Ahora Bezos tiene una fortuna de U$S 138 mil millones y consolida su posición como el ser humano más rico del planeta.

Amazon está trabajando a tope: las personas en cuarentena total realizan compras desde sus hogares y, por esta razón, sus acciones crecieron un 5,3% solo el martes 14 de abril.

Para la compañía de e-commerce, la crisis sanitaria provocó un incremento sin precedentes en el volumen de negocio y por tanto llegó a una cotización de 2.284,05 dólares por acción. Así las cosas, la cotización total de Amazon se ubica por encima del billón de dólares.

Mientras tanto, fábricas y e industrias tratan de mantenerse a flota y las aerolíneas se desintegran en la Bolsa de Nueva York. Pero Amazon no es la única en crecer en este momento: Walmart también cotiza a niveles récord.

Puntualmente, las acciones de la compañía de retail minorista se revalorizaron un 3,4%, hasta alcanzar los 129,49 dólares, 24% más que el precio de 104,5 dólares marcado al cierre del pasado 12 de marzo. La capitalización en bolsa de Walmart ronda así los 365.000 millones de dólares.

Pero esto no es lo que ocurre en el promedio de la economía, sin embargo. La pandemia de COVID-19 golpeó a los Estados Unidos fuertemente: alrededor de 17 millones de estadounidenses se quedaron sin trabajo en 3 semanas. Distintas empresas están recortando su fuerza de trabajo y sueldos para resistir. «La brecha entre ricos y pobres se ampliará con lo que está pasando», afirmó Matt Malley, un agente de mercados y estratega de negocios.

Imagen de Preis_King en Pixabay.

La polémica

Este buen momento de Amazon está ligado a las órdenes de confinamiento y distancia social decretadas en gran parte del mundo para hacer frente a la pandemia. La obligación de cerrar la mayoría de los negocios físicas hizo que el comercio electrónico se dispare.

Las compras por internet se han disparado más de un 90% con respecto al año pasado en los Estados Unidos y Canadá. Esta suba llega al 82 % en Europa, otro de los principales mercados de Amazon. Todo esto surge de datos dados a conocer por la empresa de marketing y productos de la nube Emarsys y de la firma de software GoodData.

La empresa de e-commerce ya sumó 100.000 empleados nuevos solo en América del norte desde el inicio de la crisis sanitaria. Además, planea contratar 75.000 personas más en un momento en que la mayoría de firmas están despidiendo personal por la crisis.

Sin embargo, este incremento súbito del volumen de negocio llegó acompañado de duras críticas por parte de trabajadores, sindicatos y políticos en EE.UU. y otras partes del mundo porque acusan a la empresa de no hacer lo suficiente para garantizar la seguridad y salud de sus empleados, según surge de la información publicada por la agencia española EFE y el sitio de la BBC.

Los críticos señalan que los empleados siguieron yendo a sus puestos de trabajo sin las necesarias medidas de prevención hasta que, a fines de marzo, Amazon empezó a tomar la temperatura a empleados de algunos de sus depósitos en EE.UU. para evitar posibles contagios de COVID-19. Mientras tanto, la empresa aseguró que extendió la medida a todo el país, y también indicó que le dio barbijos y otro material protector a sus empleados. La compañía de comercio electrónico ya reportó 74 casos de COVID-19 y una muerte.

Amazon nació en 1995 luego de que Jeff Bezos, que en ese entonces trabajaba en una firma de capital de riesgo, decidiera invertir todo su capital -100 mil dólares- en el naciente ecosistema del comercio electrónico. La firma comenzó vendiendo libros, para luego expandirse; al poco tiempo logró un volumen de ventas que no paró de crecer.