#YoDigo: este es el mejor consejo que Warren Buffett dio en toda su vida

740
warren buffett

Warren Buffett es uno de los millonarios más interesantes de todo el mundo y uno de los inversores más importantes. En 2017 llegó a ocupar el tercer lugar como la persona más rica del globo, según el ranking elaborado por la revista Forbes, detrás de Bill Gates y Jeff Bezos, y en la actualidad ocupa el cuarto lugar.

Además, es uno de los dueños de acciones de Apple más importante a través del fondo de inversión Berkshire Hathaway.

Buffett es conocido como el «Oráculo de Omaha», en referencia a su lugar de nacimiento, en donde vive en una casa que compró en 1958 por US$ 31.500.

Este inversor suele dar consejos fundamentales para aquellas personas interesadas en entrar al mundo del emprendedurismo y las finanzas. Uno de sus consejos más conocidos es… que hay que ser capaz de romper los malos hábitos que frenan a todas las persona.

Buffett advirtió a los estudiantes graduados de la Universidad de Florida que practiquen buenos hábitos lo antes posible antes de que los malos hagan carne en ellos. Por supuesto, es mucho más fácil deshacerse de los malos hábitos a los 20 años que a los 50. Pero, más allá de los años, deshacerse de los hábitos más autodestructivos es crucial para el éxito.

El primer paso es admitir que existe un mal hábito y que es está en el camino de los objetivos que uno quiere lograr. Una vez que ese mal hábito está a la vista y uno es consciente de ello, el siguiente paso es comprometerse totalmente a reemplazarlo con nuevos y mejores hábitos.

Los tres malos hábitos más comunes

El consultor en Recursos Humanos y coach de ejecutivos Marcel Schwantes escribió para la revista Inc. lo que son los tres malos hábitos más comunes.

#1 Poca capacidad de escuchar

Antes de asumir que uno es apto para liderar, tiene que preguntarse: ¿Soy un buen oyente? Porque para liderar, hay que serlo sí o sí. 

Investigaciones recientes publicadas en el Harvard Business Review apoyan la evidencia de que los líderes que escuchan bien «son percibidos como líderes de personas, generan más confianza, inculcan una mayor satisfacción en el trabajo e incrementan la creatividad de su equipo».

El primer paso para convertirse en un mejor oyente es eliminar el ruido que hay en la propia mente distraída, así como del entorno físico y digital, sugiere Schwantes.

#2 Microgestión

En 2016, Schwantes realizó una encuesta independiente en el lugar de trabajo y recibió cientos de respuestas a la pregunta: «¿Cuál es el único error que los líderes cometen con más frecuencia que otros?»

La microgestión fue el error número uno que los empleados de todo el mundo sintieron que sus gerentes cometían. Los gerentes que dominan a las personas, las decisiones y los procesos terminan por descarrilar la moral de un equipo.

Lo que revelar a un microgerente es escuchar de su boca una frase que nunca debería decir un líder: «Yo soy el jefe».

#3 Poca capacidad de comunicación

Esta aparece repetidamente como un área crítica para mejorar el rendimiento de los negocios. Sin embargo, no todos son conscientes de que es un problema que hay que solucionar, dice el especialista. Puede que no se hagan suficientes preguntas para obtener toda la información que hace falta, o que uno se comunique de forma irrespetuosa con las personas; o se puede hablar demasiado rápido o demasiado despacio, o directamente no hacerlo cuando hace falta.

Justamente Buffett le dijo a un joven empresario que la forma de llegar a valer un 50 por ciento más que el año anterior es invertir de forma natural en uno mismo, perfeccionando las habilidades de comunicación, tanto escritas como verbales.

El Oráculo de Omaha dijo: «Si no puedes comunicarte, es como guiñarle el ojo a una chica en la oscuridad… no pasa nada. Puedes tener todo el poder cerebral del mundo, pero tienes que ser capaz de transmitirlo. Y la transmisión es la comunicación».